[DESCARGA]






EDITORIAL Estimados lectores, mientras la hidra capitalista neoliberal avanza al son que le toca la 4t y el imperialismo noerteamericano, los pueblos del mundo en su ir y venir se informan y comparten su dolor, corren la voz y se saben juntos, se identifican en su diferencia, comparten lo que cada quien sabe sobre lo que pasa en sus geografías y calendarios, discuten los caminos que unos y otros toman, eligen caminos diferentes con un mismo objetivo y nos invitan y convidan su palabra y pensamiento, nos invitan a organizarnos con el único objetivo de destruir al capitalismo neoliberal y contruir un mundo nuevo, uno donde quepan muchos mundos y en donde la democracia, la libertad y la justicia manden obedeciendo.

A 10 años de la fundación de Xayakalan, los comuneros y comuneras nahuas de Santa María Ostula siguen resistiendo. Junto a ellos, los compañeros del cipoeg-ez, el ezln y el cni-cig, impulsan jornadas de lucha por la vida y contra la guerra en distintas partes del mundo.

En este contexto, los problemas en torno a la migración, los aranceles y el nuevo tratado de libre comercio firmado con eu, colocan a los pueblos latinoamericanos en una posición de subordinación y dependecia impensable hasta ahora. Por si fuera poco, este sistema nos arrastara al abismo del cambio climático y la destrucción de la naturaleza, a menos que nos organizacemos para detenerlo.

Por ultimo, reflexionamos sobre lo ganado con la huelga de las y los trabajores del situam, ejemplo de resistencia y dignidad proletaria.

Estos temas son abordados desde este número, que ahora, estimado lector, lectora, tienes en tus manos, y como en cada número, te invitamos a organizarte y luchar por la vida y contra guerra.

[Número 32, Año 6, mayo, 2019]

EDITORIAL Mayo nos ha traido un caudal de temas y hechos que les compartimos en un número más de El Torito, órgano de difusión de Tejiendo Organización Revolucionaria (tor).
A 6 meses de la llegada de la 4t, cada vez es más evidente la brecha entre lo que dice ser y lo que en realidad hace, un ejemplo es la distancia que existe entre la impartición de justicia y el reparto indiscriminado de perdones a los ladrones y asesinos del pueblo.
Mientras despacha perdones, los grupos de Buscadoras de personas desaparecidas crecen en todo el país y este 10 de mayo se hicieron presentes en la capital del país para alimentar la memoria de los que abajo nos dolemos con ellas.
En contraste con su dichos sobre su proyecto de mejorar las condiciones de vida de los trabajadores, pero muy en consonancia con los intereses de los banqueros y empresarios burgueses, se aprobó una reforma a los Fondos de Ahorro para el Retiro (Afores) de los trabajadores con el fin de acrecentar las ganancias de los ricos.
Mientras arriba se siguen sirviendo con la cuchara grande; abajo, hombres y mujeres del campo y de la ciudad se construyen a paso lento pero firme su futuro. Un ejemplo de esto es la Organizació Popular Francisco Villa de Izquierda Independiente (opfvii) quienes realizaron su IX Congreso Ordinario y en el que tuvimos la oportunidad de estar.
Por último, en otras latitudes, los pueblos de Venezuela y Palestina, dos ejemplos de resistencia y lucha por la autodeterminación, nos reclaman solidaridad contra los golpes del imperialismo representado por eu e Israel. Estimados lectores, los invitamos a comentar, discutir y compartir los contenidos de El Torito; del mismo modo, los invitamos a organizarce y luchar! Hasta el próximo número.


EDITORIAL Estimados lectores, llegó un número más de El Torito, órgano de difusión de Tejiendo Organización Revolucionaria (TOR). En esta ocasión continuamos indagando el tema del capitalismo-neoliberal pues consideramos necesario conocer más a detalle en que consiste y cómo nos afecta; también abordamos un tema que los gobiernos neoliberales se han empecinado en dominar y frente al que han encontrado un resistencia tenaz del magisterio democrático: la “nueva” reforma educativa.

Por otro lado, el jefe de la 4T valora que una forma de infundir valores en la sociedad es a través de las iglesias evangélicas ¡y se le ocurrió la puntada de ofrecerles radio y televisión públicas! El Primero de mayo nos convoca a prestar atención a las luchas que las y los trabajadores del campo y de la ciudad están dando en distintos puntos del país, contra los salarios de hambre y por una vida digna.

Por último, el SITUAM nos vuelve a recordar que la lucha sindical ha sido, es y será un arma potente de las y los trabajadores en la lucha por su emancipación. Esperamos que la lectura de El Torito continúe siendo un aliciente para luchar, para organizarnos y para vencer al capitalismo neoliberal y a sus representantes.


EDITORIAL Estimado lector, lectora. Como ya le informábamos la editorial del mes pasado, nos hemos dado a la tarea de asomarnos a la realidad en México y el mundo dese la perspectiva de las cuatro ruedas del capitalismo: explotación, despojo, represión y desprecio. Cuatro ejes que consideramos, nos sirven para pensar y articular los distintos fenómenos, problemas y procesos de la actualidad.

En este Torito del mes de marzo dejamos algunas líneas que esperamos reciban ojos atentos y contribuyan a la reflexión y la organización desde abajo y con los de abajo.

Ya que desde arriba decretaron el fin del neoliberalismo nos toca ahora seguir la lucha contra el capital y su miseria, contra el capital y sus despojos, contra el capital y su desprecio, contra el capital y sus representantes, contra el capitalismo corrupto sí, pero sobre todo, explotador. La lucha no termina.


EDITORIAL Estimados lectoritos, a partir de ahora nos hemos pro- puesto abordar la realidad y sus acontecimientos a partir de las cuatro ruedas del capitalismo: explotación, despojo, represión y desprecio. Hablaremos del azote y los males del capitalismo, pero también lo haremos de las resisten- cias y las rebeldías que recorren abajo y a la izquierda nues- tro querido país. Tampoco podría faltar una mirada interna- cional. Estas serán nuestras nuevas secciones.

En este número, echaremos un ojo a la digna huelga del Sindicato Independiente de Trabajadores de la Universidad Autónoma Metropolitana (SITUAM) iniciada el 2 de febrero de este año. Junto a ello, pero en otras coordenadas geográ- cas, más al norte del país, las huelgas de trabajadores de la maquila en Matamoros nos dan una lección de resistencia y dignidad, frente al desprecio de la patronal y del presiden- te, quien se atrevió a descali car de ¡radicales de izquierda conservadores! a los profersores de la seccion XVIII de la CNTE por luchar por sus derechos. Mismo cali cativo des- cargó sobre los más de 80 pueblos que serán afectados por el Proyecto Integral Morelos y que el 20 de febrero de 2019 se ha cobrado la vida de Samir Flores Soberanes indígena nahua de la comunidad de Amilcingo, Morelos e integrante del Congreso Nacional Indígena asesinado arteramente.

En todos los casos antes señalados, la participación de las mujeres es fundamental y quizá por eso el ensañamien- to del sistema sobre ellas. En la Ciudad de Mexico las calles fueron tomadas por la muejeres cansadas de la violencia y el control que se ciñe sobre ellas.

Por último, en el caribe de Nuestra América, el pueblo venezolano resiste una nueva ofensiva imperialista sobre ellos, los signos de una intervención militar se vislumbran en el horizonte.

Estimados lectores, los invitamos a leer este número, a organizarce y mantener la lucha contra el capitalismo neo- liberal.


EDITORIAL Querido lector del torito, se acerca el fin de año y en este número recordamos cómo los últimos sexenios han dejado el suelo mexicano ahogado en sangre, los cuerpos ya no caben en las morgues y son paseados en trailers refrigerados esperando ser identificados.

Esta escena que pareciera una película de terror, es la pesadilla que vivimos día a día en casi todos los rincones del país. La pesadilla ha servido para sumergirnos en el terror y la desesperanza, afianzando las condiciones necesarias para que los dueños de las grandes empresas, asistidos por una bola de mafiosos y corruptos, sigan saqueando nuestro territorio. Sin embargo desde muchos frentes el pueblo siempre resiste, y así luchando nos recibe octubre, con múltiples marchas estudiantiles.

El descontento desatado a raíz de un ataque de grupos porriles a estudiantes movilizados del CCH, se unió a las demandas pendientes del movimiento, entre las cuales la exigencia de educación pública para todos es fundamental. El siguiente articulo nos llama a seguir atentos al tema de la lucha por la educación y nos habla de la nueva reforma educativa, que es la punta de lanza del proceso de privatización de la educación a nivel básico, y cuya función es abrir cada vez más las barreras a la penetración del capital privado en el sistema educativo.

A pesar de que el futuro presidente de México haya prometido echar para atrás algunos temas muy polémicos, la privatización sigue adelante. Por eso debemos estar atentos y no olvidar que lo que esta en juego son nuestros derechos, los obtuvimos luchando y luchando los vamos a defender, por eso el útlimo articulo de este numero nos llama la atención sobre otro derecho que el gran capital nos quieren arrebatar. El sistema de pensiones que está siendo utilizado por el capital financiero para especular en la bolsa de valores con la seguridad social de los mexicanos. Pero siempre, y en todas partes hay gente dispuesta a resistir y a luchar por transformar las cosas. Así recordamos el movimiento de 1968, una lección histórica que nos recuerda que la lucha se hace entre todos, como pueblo organizado que resiste a los embates de un sistema que no respeta la vida. Desde entonces los estudiantes han sabido organizarse junto con el pueblo y se saben herederos de una historia llena de violencia y desprecio, una historia que parece una lista de agravios contra nuestro pueblo, una historia que solo juntos, como estudiantes y trabajadores, como pueblo organizado podremos cambiar.

>

EDITORIAL

Comienza a pasar la cruda de las elecciones, mientras van apelmazándose nombramientos progresistas y dinosáuricos, de gente decente y de traicioneros sin escrúpulos, incluso tal vez asesinos no confesos ni juzgados. Va descansando también el empresariado al enterarse que partes del programa por el que sufragaron muchos no era en serio, va a ponerse a consulta, a ver cómo, dónde y con quiénes, ya lo iremos viendo con el transcurso de los días.

Por el momento parece que la apuesta de la burguesía no le ha desfavorecido aún, parece que le van atinando a los pronósticos: en ausencia de la izquierda, tras la derrota ideológica que significó, en última instancia, su cooptación por el PRI en el PRD, darle el gobierno a los republicanos radicales no se traducía de forma automática en la mengua de sus ganancias. Siguen ganando pues, negociadas o no, siguen imponiendo las condiciones para la actuación política de los gobernantes, a quienes debiéramos referirnos, más bien, como administradores.

El riesgo que la burguesía corrió al permitir el triunfo de la gente, del tigre dormido, no se va a traducir en concesión alguna sin organización, y la profunda crisis de la izquierda, manifiesta es nuestra desorganización pero también en nuestra falta de proyecto, hace esas posibilidades casi inofensivas para la clase en el poder. Organizarse para salir de esa crisis, es una de nuestras tareas. En medio de todo este escenario poselectoral, apreciable lectora, lector, decidimos seguirnos asomando a algunos problemas que no parece que tendrán solución pronto, es más que lo más probable es que no se resuelvan si no somos nosotros y nosotras mismas quienes nos organizamos para hacernos cargo.

Así, en un artículo del torito hablamos de las injusticias que sufren los migrantes, enfatizando que el racismo que conllevan no es exclusivo de la administración de Trump, antes de éste se expulsaron miles de niños migrantes. Entre los de arriba no hay paladines de los de abajo, en más de un aspecto son iguales sin importar si son republicanos o demócratas o mexicanos o gringos.

En otro artículo enfocamos en un tema que pasó desapercibido en las propuestas de campaña, pero que se trata de acciones en marcha, nos referimos a la militarización de los bachilleratos, de los cuáles hay varios planteles piloto ya funcionando en diversos estados, sin que haya mediado aprobación alguna por el poder legislativo, sino mediante acuerdos entre la SEDENA y el ejecutivo federal y en ocasiones los ejecutivos locales. Esto es grave y debe llamarnos la atención, no sólo no queremos militares en las escuelas, sino que tampoco los queremos en las calles.

Por otro lado, el derrumbe de una terraza de la plaza Artz (o NeymArtz, si nos permite la referencia mundialera) pone al descubierto una vez más el incontrolado desarrollo inmobiliario en la Ciudad de México y cómo la red de corrupción que opera y que operará en el nuevo gobierno (si no nos cree, lea usted en el artículo quienes están involucrados) sirve perfectamente para beneficiar con millonarias ganancias a algunos cuantos empresarios en detrimento de la mayoría de la población, que, al parecer, no importa cuánto proteste en contra de otra plaza comercial más.

Finalmente, nos ocupamos de las pensiones en México, un tema extremadamente sensible para cientos de miles de trabajadores y trabajadoras, y que deja ganancias millonarias otra vez a unos cuantos banqueros mediante su privatización progresiva. Mientras ellos viven en la opulencia con el dinero de nuestras pensiones, nos condenan a vivir en la miseria cuando no les servimos más para producir. Qué injusto dirá usted, es cierto, pero así es el capitalismo: ¡da para indignarnos! ¿no? ¡que el coraje nos dé también para organizarnos!


EDITORIAL En este Torito queremos recordarle, asiduo lector, que el capitalismo en su sed insaciable de acumulación siempre ha estado dispuesto a todo, desde las primeras guerras colonialistas que lo vieron nacer hasta las actuales, el capitalismo sigue avanzando. Aunque las estrategias pueden cambiar y las formas de despojo se adaptan, el capitalismo avanza siempre a costa de la vida, un claro ejemplo son los bombardeos que sufre el pueblo sirio víctima de los ataques de EEUU y sus aliados, por su importante posición geoestratégica. Pero el capitalismo no sólo tiene su macabra expresión en la guerras intercontinentales y los mexicanos lo tenemos horriblemente claro: la guerra que el Estado mexicano (fiel lacayo del capital internacional) ha instaurado contra el pueblo, ha dejado en nuestro país un saldo irreparable, imperdonable de muertos y desaparecidos.

Pero aunque es tan grande el terror de la muerte más grande es la dignidad y la tenacidad de los que luchan por la vida, así se mantienen los compañeros que resisten a la imposición del aeropuerto, firmes ante uno más de los muchos megaproyectos que amenazan al país.

Y así la cotidianidad de los mexicanos que no se rinden y que incansablemente luchan por la justicia. Gran ejemplo nos deja Araceli, madre de Lesvy Berlin Osorio, víctima no sólo de un feminicida sino también de un sistema que desprecia y criminaliza a las víctimas, que protege a los culpables, y obstaculiza la obtención de justicia para nuestros muertos y desaparecidos.

Por eso en varios estados del país pudimos ver a las madres de personas desaparecidas que salieron a marchar para exigir y denunciar al Estado por su responsabilidad, complicidad y omisión, demostrando que la justicia no viene de los de arriba; la justicia se las vamos a tener que arrebatar.

Finalmente nos quedamos con la necesaria reflexión sobre la muchas formas que el capitalismo tiene para arrancarnos la vida, desde el asesinato y la desaparición forzada hasta la manipulación y la mentira, de las muchas formas de dominación y control social hasta las múltiples estrategias de explotación a los trabajadores, como comentamos en este número en un artículo sobre las Unidades de Medida y Actualización (UMA) y las diferentes formas en que aumentará la vulnerabilidad y la inestabilidad de los trabajadores. Ya esta aquí la tormenta, las reformas estructurales siguen avanzando y con ellas la represión y la muerte. Ante esto, la rabia organizada, la hermosa rebeldía de los que luchan por la vida.


  • <


No. 22


> Curso “Los contreras” ¡El nuevo proyecto de TOR

> ¿Quién mató a la gallina de los huevos de oro? O de como con mucho petróleo no tenemos gasolina

> ¿“Pasar a la ofensiva”. Breve recuento de los pasos colectivos del CNI

> El gasolinazo: un pretexto para llamar a la organización estudiantil desde abajo y la izquierda

> Las amenazas a la educación superior en los huecos de la ley. Hincándole el diente a la Ley General de Educación Superior

No. 21


> ¿Quién mató a la gallina de los huevos de oro? O de como con mucho petróleo no tenemos gasolina

> ¿“Pasar a la ofensiva”. Breve recuento de los pasos colectivos del CNI

> El gasolinazo: un pretexto para llamar a la organización estudiantil desde abajo y la izquierda

> Las amenazas a la educación superior en los huecos de la ley. Hincándole el diente a la Ley General de Educación Superior

> La ciencia y el zapatismo

No. 20 [Año 4, febrero - marzo, 2017]


> ¿Quién mató a la gallina de los huevos de oro? O de como con mucho petróleo no tenemos gasolina

> ¿“Pasar a la ofensiva”. Breve recuento de los pasos colectivos del CNI

> El gasolinazo: un pretexto para llamar a la organización estudiantil desde abajo y la izquierda

> Las amenazas a la educación superior en los huecos de la ley. Hincándole el diente a la Ley General de Educación Superior

> La ciencia y el zapatismo

> Curso “Los contreras” ¡El nuevo proyecto de TOR

No. 19 [Año 3, Octubre-Noviembre, 2016


> Sobre el V Congreso Nacional Indígena y sus próximos pasos

> A más de dos años seguimos exigiendo justicia

> Tlanixco: otra historia de lucha y resistencia por la defensa del territorio

> CDMX “la más grande” agresora del derecho humano a la vivienda

>¡Libertad a todos los presos políticos del país!

No. 18 [Año 3, Agosto-Septiembre, 2016]


> Consecuencias de la reforma educativa para los padres de familia

> Padres de familia contra la mal llamada reforma educativa

> Y el agua sigue corriendo y a su vez faltando en la ciudad… una lógica del capital en la ciudad

> Notas sobre la reforma al sistema de salud

> La libertad de expresión no es abstracta

No. 17


> La lucha magisterial contra el gobierno autoritario.

> Las Zonas de Destrucción y Exclusión Social (ZODES).

> Agua pasa por mi casa: el desperdicio de agua en Los Pedregales.

> Lo que emerge de una fosa.

> Sobre las elecciones del 5 de junio para el constituyente de la CDMX.

> ¿Autonomía en la UNAM?

No. 16


> Hagamos que las paredes hablen

> ¡Ante la represión de los de arriba, los de abajo se organizan!

> La rebelión: un derecho que ninguna ley nos puede quitar

> Radio Ñomndaa, “La palabra del agua”: ¡Al aire!

> Auditorio Che Guevara ¿Para quién y para qué?

No. 15


...

No. 14


...

No. 13


...

No. 12


...

No.11


...

No. 10


...

No. 9


...

No. 8


...

No. 7


...

No. 6


...

No. 5


...

No. 4


...

No. 3


...

No. 3


...